En el Estado de Washington se ven niveles “bastante bajos” de transmisión de COVID-19 en las escuelas K-12, según un informe

Washington ha visto niveles “bastante bajos” de transmisión del coronavirus en las escuelas, según un nuevo informe que llega casi un año después de que las escuelas cerraron por primera vez en todo el estado al comienzo de la pandemia.


El Departamento de Salud del Estado de Washington publicó un nuevo informe que muestra la cantidad de brotes informados en escuelas públicas y privadas K-12 desde el 1 de agosto hasta el 31 de diciembre del año pasado. El informe encontró 84 brotes en 13 condados, asociados con 305 casos del virus, reportados en escuelas K-12 en todo el estado. Casi dos tercios de los brotes informados involucraron solo dos o tres casos y aproximadamente el 50% afectó a estudiantes de 18 años o menos.

El informe ofreció algunas señales esperanzadoras a medida que algunos funcionarios presionan por más aprendizaje en persona en todo el estado.

“Aquí hay noticias alentadoras”, dijo en un comunicado Laura Newman, epidemióloga principal de respuesta al brote de COVID-19.

“Hasta ahora estamos viendo niveles bastante bajos de transmisión de COVID-19 dentro de los entornos escolares. La mayoría de los brotes de COVID-19 en las escuelas involucran tres o menos casos, y los administradores escolares, los maestros y el personal están haciendo un buen trabajo implementando medidas preventivas que limitan la propagación de COVID-19 “.

Según el informe, muchos de los brotes ocurrieron en octubre y noviembre, lo que también correspondía a cuando aumentaban los casos de coronavirus y las hospitalizaciones en todo el estado. La semana del 8 de noviembre vio 12 brotes reportados, el número más alto reportado dentro de una semana dentro de ese período de tiempo.

Los funcionarios han dicho durante meses que la transmisión comunitaria tiene un gran impacto en si los distritos pueden reabrir de manera segura los edificios escolares, incluso si las escuelas toman todas las precauciones necesarias.

La mayoría de los brotes, según el informe, ocurrieron en el condado de Spokane, donde se reportaron 33 brotes en escuelas K-12 que afectaron a 151 personas entre el 1 de agosto y el 31 de diciembre. Le siguió el condado de Snohomish, con 12 brotes reportados que afectaron a 53 personas.

El condado de King informó siete brotes que afectaron a 20 personas.

“Nuestro objetivo es ayudar a las escuelas a proteger la salud de su personal y estudiantes, las familias a las que regresan y la comunidad en general”, dijo Lacy Fehrenbach, subsecretaria de salud para la respuesta al COVID-19. “Estamos compartiendo estos datos para que los educadores, las familias, la salud pública local y las comunidades puedan ver y aprender de lo que está sucediendo en las escuelas con respecto al COVID-19 ”.

El informe llega casi un año después de que cerraran las escuelas en todo Washington cuando el coronavirus comenzó a propagarse en la comunidad. Desde entonces, muchas escuelas de la región, incluidas las Escuelas Públicas de Seattle, han continuado utilizando un modelo de aprendizaje remoto, aunque algunas han implementado el aprendizaje en persona hasta cierto punto. Los funcionarios se han preocupado durante el año pasado por el impacto del modelo de aprendizaje remoto en los estudiantes, especialmente en los estudiantes más jóvenes y con discapacidades.

En diciembre, Inslee anunció nuevas pautas para los distritos de todo el estado para traer más estudiantes para el aprendizaje en persona.

Según las pautas, se recomendó a los distritos de los condados con más de 350 casos por cada 100.000 habitantes durante los 14 días anteriores que introduzcan gradualmente el aprendizaje en persona para los estudiantes más jóvenes, dando prioridad a los de prekínder a tercer grado, los estudiantes con discapacidades y los más lejanos. de la justicia educativa. Para los distritos en condados con una cantidad moderada de actividad de COVID-19, entre 50 y 350 casos nuevos por cada 100,000 personas durante los 14 días anteriores, se recomendó a los distritos que introduzcan gradualmente el aprendizaje en persona y prioricen a los niños de la escuela primaria. Se aconseja a los distritos de los condados con menos de 50 casos nuevos por cada 100.000 habitantes que proporcionen aprendizaje en persona a todos los estudiantes.

El condado de King está en la categoría de riesgo moderado, con una tasa de 195.5 casos nuevos por cada 100,000 durante las dos semanas anteriores al 1 de febrero. Durante las últimas semanas, el condado de King ha visto caer sus tasas de casos.

Durante una conferencia de prensa a principios de este mes, Inslee dijo que se sentía alentado de que el estado estuviera progresando en traer estudiantes de regreso para el aprendizaje en persona.

“Sabemos que a pesar de los mejores esfuerzos de nuestros educadores que han sido heroicos e innovadores y han realizado este aprendizaje remoto, no hay sustituto para el aprendizaje en persona”, dijo Inslee, “y sabemos que estamos preocupados porque algunos de nuestros estudiantes no poder tener éxito en sus más altas ambiciones sin este aprendizaje en persona “.

Inslee dijo que alrededor de 200,000 estudiantes en todo el estado ya habían estado experimentando el aprendizaje en persona, lo que es una buena indicación de si los distritos escolares pueden hacerlo de manera segura o no.

“Hemos descubierto que es muy seguro”, dijo Inslee. “De esos 200,000 estudiantes, hemos tenido una transmisión escolar mínima”.

La mayoría de los distritos que están reabriendo permiten que las familias continúen con un modelo de aprendizaje remoto si aún no se sienten cómodas enviando a sus hijos de regreso a los edificios escolares.

Aún así, podría pasar algún tiempo antes de que algunos de los distritos más grandes puedan traer más estudiantes. A principios de este mes, las Escuelas Públicas de Seattle, que planeaban comenzar a traer de regreso a algunos de sus estudiantes de primaria, dijeron que su objetivo del 1 de marzo probablemente se retrasaría.

“Actualmente estamos negociando con la Asociación de Educación de Seattle. Si bien creemos que las negociaciones para las vías de servicio intensivo respaldarán una fecha de inicio del 1 de marzo, es poco probable para prekínder hasta el 1”, dijo la superintendente Denise Juneau en un video. “Las negociaciones para esto también están en marcha, pero anticipo que estos estudiantes tendrán una fecha de inicio más adelante en marzo”.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades publicaron la semana pasada pautas actualizadas sobre la reapertura de escuelas. El CDC dijo que traer de regreso a los estudiantes de manera segura para el aprendizaje en persona requeriría una serie de pasos para limitar la transmisión, incluido el uso universal de máscaras, distanciamiento social, rastreo de contactos y pruebas, pero también dependería de la transmisión del virus dentro de la comunidad.

“En resumen, el éxito en la prevención de la introducción y posterior transmisión del SARS-CoV-2 en las escuelas se conecta y se facilita mediante la prevención de la transmisión en la comunidad en general”, dijo el CDC. “La evidencia sugiere que muchas escuelas K-12 que han implementado estrictamente estrategias de mitigación han podido abrir de manera segura para la instrucción en persona y permanecer abiertas”.

Deja un comentario